¡Explora Fotografía, Foto Arte y más!

Explorar temas relacionados

Cuando los países se desmoronan y se caen lo único que queda de ellos es la cultura, por eso es tan importante. Un país sin cultura va a la desaparición. Creo que hay que dedicar un capital a la cultura, crear productos útiles para el ser humano, tanto para su consumo como para su conciencia.

Cuando los países se desmoronan y se caen lo único que queda de ellos es la cultura, por eso es tan importante. Un país sin cultura va a la desaparición. Creo que hay que dedicar un capital a la cultura, crear productos útiles para el ser humano, tanto para su consumo como para su conciencia.

Francesca Woodman

Francesca Woodman

Resultado de imagen para francesca woodman

Resultado de imagen para francesca woodman

Se autorretrató obsesivamente antes de suicidarse. 35 años después su obra sigue fascinando y generando debate

Se autorretrató obsesivamente antes de suicidarse. 35 años después su obra sigue fascinando y generando debate

Francesca woodman

Francesca woodman

El Fotógrafo invidente

El Fotógrafo invidente

Francesca woodman

Francesca woodman

Sensibles, intensas, femeninas. Las imágenes de Francesca Woodman, homenajeada por la revista ‘C. International Photo Magazine’, tejen vidas...

Vanguardia feminista de los 70: El grito de la mujer discriminada | Fotogalería | Actualidad | EL PAÍS

Vanguardia feminista de los 70: El grito de la mujer discriminada | Fotogalería | Actualidad | EL PAÍS

Francesca Woodman Mi vida en este punto es como un sedimento muy viejo en una taza de café y preferiría morir joven dejando varias realizaciones, en vez de ir borrando atropelladamente todas estas cosas delicadas… Así se despidió en una carta Francesca Woodman antes de acabar con su vida en enero de 1981, cuando solo tenía 22 años.

Francesca Woodman Mi vida en este punto es como un sedimento muy viejo en una taza de café y preferiría morir joven dejando varias realizaciones, en vez de ir borrando atropelladamente todas estas cosas delicadas… Así se despidió en una carta Francesca Woodman antes de acabar con su vida en enero de 1981, cuando solo tenía 22 años.

Photo: Helen Levitt.

Photo: Helen Levitt.

Pinterest
Buscar